Estafada por San Isidro

La lluvia viene esquivándonos desde el domingo. Y así. Todos los días los meteorólogos anuncian que no llegó la esperada lluvia, pero que mañana sí debemos sacar los paraguas.
A estas alturas, “sacar el paraguas” se ha vuelto una superstición. Algo así como lavar el auto o limpiar los vidrios. Lo dejo en la casa, justamente para que la Ley de Murphy entre en acción, llueva y me moje.
Porque, así como hay gente que necesita el verano y el sol, yo necesito la lluvia. Necesito escucharla, sentir esa nostalgia que llega con ella, el silencio, ver cómo se limpia la ciudad. Y me pongo ansiosa cuando no es así.
Pero no queda más que esperar...pensando que tal vez es cierto que se nos viene un año seco, que el smog no se va a volver a aguantar en un par de semanas más. Recuerdo el día de la tormenta de nieve, cuando recién había llegado a Nueva York. Todo estaba en silencio. La ciudad blanca, se detuvo por unas horas. Así quiero sentirme ahora.

Comments

frank said…
la lluvia
como una placenta acogedora
alejando todo lo demás
y dejando sólo
los latidos
me gustan las lluvias de primavera (lo que más extraño en este país), pero no en invierno. Odiaba la nieve cuando vivía en USA y odio los inviernos muy llovidos. Me hace falta un chibasco para limpiar el aire, pero se bien que de aquí a un par de meses voy a añorar el calor, el sol y la alegría.
Pamela said…
Yo igual echo mucho de menos la lluvia!!! Me hace tanta falta... Aca en San Diego creo que llovió 3 o 4 veces de todo el año que estuve y de todas ellas una sola vez en la noche, que es el momento en que más me gusta escucharla porque me transporta a mi infancia, me relaja y puedo tener un sueño profuuuuundo.
El agua limpia el aire, las calles y también el alma.
Cariños!
Paz said…
Mientras que aqui es primavera, pero no se siente porque nunca sale el sol y llueve tupido y parejo... podria el universo ponerse de acuerdo y mandar la lluvia al sur y el sol al norte?
un abrazo, Karen!
De tanto pedir lluvia seguro que llegará con riadas y en tal cantidad que inmediatamente quedrán que se acaben. Al menos acá regresó el invierno y hoy nevó nuevamente en varios sectores del sur de Alemania. Acá tuvimos que sacar medias de lana, prender la calefacción y abrigarnos nuevamente ... y todo eso a un par de semanas del inicio del verano.
Cuidro said…
Me imagino que después del pago efectuado por San Isidro estás más tranquila. Incluso me imagino que ya andabas sin paraguas en estos días....

Popular Posts