Estos son mis 5 hábitos más desesperantes


posted by Karen

10 comments

Tal vez una de mas manías más extrañas es que, a pesar de que uno reclama por las cadenas, termina contestándolas porque quiere saber qué contestó el otro. Por eso y después de recibir esta cadena de parte de la Ceci, la cual me pareció bastante inquietante, es que respondo al llamado. Y a mis víctimas (sus nombres están al final de este post), acá les dejo las reglas a seguir.

El primer jugador (fijo que fue algún bicho raro que se sentía sólo en su mundo de maniático y necesitaba confirmar si había más ociosos como él) de este juego inicia su mensaje con el título "5 extraños hábitos tuyos". Las personas que son invitadas (el resto de los maniáticos que deambulan por la red) a escribir un mensaje en su respectivo blog a propósito de sus extraños hábitos, deben también indicar claramente este reglamento (por si alguien es lento y le cuesta entender de qué se trata la cosa). Al final, tienes que escoger a 5 nuevas personas (eso para hacer amigos o para joderse a un enemigo), listándolos con los respectivos links a sus blogs. No olvides dejar un comentario en los blogs de tus víctimas, diciendo algo así como: "Has sido elegido" y los invitas a leer el tuyo.

1.- Después de darle un par de vueltas al asunto, concluí que mi hábito más desesperante y que incluso he tratado de eliminar es jugar con el pelo. Siempre que estoy distraída, pensando en la inmortalidad del cangrejo o nerviosa por alguna situación, voy a estar jugando con mi pelo. Ello a pesar de los reiterativos retos de mis amigos. Es algo que no puedo evitar.

2.-Odio el olor a cigarro. Me reconozco defensora de las Leyes Antitabaco y, si de mí dependiera, alejaría a todos los fumadores de los lugares públicos. Nada personal, pero para alguien que nunca ha fumado es dificil vivir aceptar el humo. Es más, cuando salgo en la noche y llego a mi casa, dejo toda la ropa en la terraza para que se ventile y sacarle el olor a cigarrillo. También odio el olor a cloro, pero eso es más fácil de evitar.

3.-Ver mucha televisión es mi hábito incontrolable número tres. Lo primero que hago a la casa es prender el televisor. Me gusta acaparar el control remoto y me preocupo de verdad cuando no puedo ver alguna de mis series favoritas. Espero con ansias las nuevas temporadas de Sony y tengo una interminable colección de VHS que he grabado y otros cuantos DVDs de películas y series.

4.- No puedo salir de mi casa sin echarme perfume. Me puede faltar la billetera, puedo salir con calcetines de distinto color sin darme cuenta, pero no sin perfume. Es como no lavarse los dientes por la mañana.

5.- Y la quinta manía (no la última porque podría seguir) es una que comparto con algunas amigas y que he contagiado a otras cuantas. La cartera debe combinar con el color de los zapatos. Soy capaz de volver a la casa a cambiarme, pero no puedo soportar que no combinen. Si veo una cartera linda, lo primero que pienso es si tengo zapatos que le hagan juego.

Podría seguir escribiendo, pero realmente temo darme cuenta de cuan mañosa soy. Y como el mal (o buen) hábito es pasar esta lista a nuevas víctimas y ver cuan mañosos son ellos...los nominados son: Nata, Jaime, Nafta, la Funny y Pamela.

10 comments